La casa de la familia de Eva, escenario de la boda civil

Fue en la tarde del 22 de octubre. Quienes eran los otros protagonistas juninenses de la historia: Hernán Ordiales, Vicente Carlos Casasco y Luis Pisoni. La ceremonia austera y ante pocos. La historia del emblemático inmueble juninense. En la foto, el escribano Ordiales (sentado) y su protocolista Luis Pisoni.

 

El lunes 2 de octubre de 1944, el escribano Hernán Antonio ordiales comenzó a desempeñarse como titular de la Sección primera del Registro Civil de Junín. Paralelamente estaba a cargo del registro notarial 2. Dos de los empleados eran Vicente Carlos Casasco y Luis M. Pisoni.

Por entonces, su protocolista era un joven muy competente, de buena caligrafía y mejor dactilógrafo que había adquirido sobrada experiencia en la Escribanía Senosiain. Los unían numerosos recuerdos de infancia, sobre todo el tiempo compartido en la escuela primaria.

Aquella tarde del 22 de octubre de 1945, sorpresivamente, Ordiales dispuso prolongarle el horario de trabajo. Es que Luis Mario Pisoni fue quien escribió el acta matrimonial, por eso faltó sin aviso a la cita con su novia.

El acto no se realizó en la oficina pública. Si bien la sede de la sección Primera era la hermosa casona de avenida Arias 154 esquina Quintana, producido el arribo de Perón y Mercante, el libro de inmediato fue trasladado a la vivienda de enfrente al 171,que habitaba la familia Duarte. Allí, en una habitación que tenía una artística estufa-hogar en el rincón y de cuyo interior se podía ver la calle a través del balcón, María Eva y Juan Domingo se casaron. Pocos fueron los que presencian y sellaron con aplausos el acontecimiento.

“Fue una ceremonia austera -dijo descriptivamente años después el escribano- solemne. Perón y Eva Duarte estaban muy emocionados. El vestía un trabajo de gabardina grisacea. Ella, un tailleur color marfil, sobre el que contrastaban sus cabellos largos, rubios. También estaban emocionados los testigos. Es que la emoción profunda no siempre se exterioriza, cuando es auténtica suele guardar las formas del silencio.

Ordiales ejerció la titularidad del Registro Civil hasta 1947 inclusive en que se trasladó a la ciudad de Buenos Aires con Pisoni. Interinamente se hizo cargo el Juez de Paz, Sr. Pedro A. Ricchni.

LOS OTROS PROTAGONISTAS, ORDIALES, CASASCO Y PISONI

Hernán Antonio Ordiales fue hijo de un inmigrante español, Antonio Ordiales y nieto de un contratista de carbón en Asturias. Su madre fue Luisa Vicenta Ruiz. Nació el 24 de noviembre de 1911 y es el primero de siete hijos del matrimonio Ordiales-Ruiz. Cursó el jardín de infantes y el colegio primario en el Santa Unión y el secundario en el Colegio Nacional. Se graduó de Escribano Nacional en la Universidad de Córdoba.

Militó en la juventud de la UCR junto a políticos como el doctor Arturo Poblet Videla, Francisco Costa, José Félix Solana y Moisés Lebensohn -a quien casó también- entre otros. Con sus correligionarios se enrolaron en la intransigencia y renovación del radicalismo y pugnaba contra el gobierno conservador enquistado en el gobierno comunal por el liderazgo de Benito de Miguel.

Amigo del rector José Alvarez Rodríguez y los abogados Pedro Luis Quarta, Arturo A. Crosetti y Juan Manuel Seisdedos Martín, seducidos todos por los postulados revolucionarios de junio de 1943, hicieron gestiones para obtener el nombramiento de un interventor radical. Recurrieron a un militar conocido, el mayor Arrieta. De ese modo se vinculó a la familia Duarte, de la que fue vecino, hombre de confianza y consejero personal.

Años después tuvo la responsabilidad de intervenir en la transferencia de los ferrocarriles y en el inventario del expropiado diario capitalino La Prensa. Se desenvolvió con idoneidad en cargos jerárquicos, tanto en el ministerio de Relaciones Exteriores como en el de Industria y Comercio durante el gobierno peronista.

Tras el golpe militar de 1955 fue uno de los pocos que siguió vinculado a la familia Duarte, asistiendolos profesionalmente en diversas oportunidad. Se casó con Teresa Claudia ortega. Tuvieron dos hijos: María Teresa y Hernán Luis.

Falleció en la ciudad bonaerense de Castelar donde tenía su residencia, a los 83 años, el 19 de junio de 1995. Fue sepultado en la bóveda familiar que se encuentra en el Cementerio Central de Junín.

Casasco nació en Junín el 23 de diciembre de 1914. Obtuvo el título de Tenedor de Libros lo que le permitió desenvolverse desde joven como empleado del Registro Civil. En 1948 ingresó al ferrocarril. La revolución de 1955 investigó su actuación en torno al acta de nacimiento de Eva Duarte saliendo libre de culpa y cargo. Se casó con Catalina Galante. Tuvo una hija, Ana María. Murió el 19 de enero de 1990.

Luis Mario Pisoni nació en Junín, el 2 de febrero de 1914. Hijo de Clemente Pisoni y de Medea Botta. Desde su juventud trabajó en distintas escribanías de la ciudad. Amigo personal de Juan Ramón Duarte. Se casó con Olga Pacicco el 25 de septiembre de 1948 quie conservó en muy buen estado -dicen Dimarco y Vargas en su libro sobre el casamiento de Eva en Junín- las lapiceras que utilizaron Eva Duarte y Juan Perón y con las que firmaron el acta de enlace.  Falleció el 29 de mayo de 1955 a los 41 años.

LA CASA DE CALLE ARIAS

En la casa de Arias 171 (en la foto de la izquierda, vista actual -2019-) en ese momento -año 1945- vivían su madre, hermanos y un hermano político, el mayor Arrieta.

La propiedad se encuentra en la cuarta cuadra al este de la plaza 25 de Mayo sobre la calle Arias entre Ramón Falcón y Vicente López y Planes. Abarca 10,825 metros de frente al N.O por 43,30 metros de fondo. Su nomenclatura catastral es Circunscripción I, Sección K, Manzana 30, Parcela 22.

El terreno dejó de ser propiedad fiscal el 11 de agosto de 1889. En esa fecha el intendente interino de Junín, Manuel López otorgó a favor de Pedro Lago -que poseía un predio mayor lindante- la escritura de reconocimiento por haberse cumplimentando las prescripciones de la ley.

Exactamente a los 80 días, Isidoro de la Sota en representación del dueño, vendió la parcela fraccionada en dos terrenos contiguos de 21,65 metros x 43,30 metros cada uno a Nazario Civetta y José Martiñoni.

Un comerciante juninense y su hermano agricultor de Chacabuco Juan y Antonio Zazali, respectivamente, ambos italianos, se convierten en los nuevos propietarios el 7 de noviembre de 1890.

Cuando casi se cumplía el lustro, el 25 de julio fue vendido a otro comerciante, José Salvarini quien subdividió la superficie adquirida en cuatro terrenos. Conservó uno para sí y vendió los otros. Uno a Josefa Guibelalde viuda de Frene, operación que se concretó el 13 de agosto de 1906. Al día siguiente vendió a José Macchi y tres días más tarde a Félix Crespi el restante.

La edificación se terminó en 1937. Fue incluida en el juicio sucesorio de la titular el 31 de marzo de dos años después. Quedaron como herederos Ignacia Frene de Blanc, Francisco Frene -casado con una prima hermana del entonce Coronel Perón, María Amelia Perón, Ramón y Martín Frene, María Elena y Blanca Irma Ajasse y en representación de José Antonio Frene -que estaba casado con una sobrina de Dominga Dutey, abuela paterna de Perón- su hijo José Alberto. Realizaron varios contratos de locación.

Una de las hermanas de Eva, precisamente Juana Elisa Duarte viuda de Arrieta, adquirió el 7 de enero de 1952 la propiedad en la que habían vivido. Será vendida ante el escribano Hernán Antonio Ordiales el 29 de mayo de 1959 a los esposos José Albano Müller y Barbara Hirschafeldt.

Vale mencionar que José Albano Müller era hijo de José Müller, nacido en Altor, Zurich el 16 de marzo de 1890. Era allegado a doña Juana Ibarguren, fue hombre de confianza de la familia Duarte. Dirigente del partido peronista en Junín, murió el 17 de enero de 1970.

Sobre María Amelia Perón apuntan Dimarco y Vargas que fue segunda hija de Tomás Hilario Perón. Siendo niños compartieron el mismo caserón de la calle San Martín en Capital Federal al amparo de doña Dominga Dutey, durante casi tres años. Se trasladó con su esposo a Junín donde vivió hasta su fallecimiento, a los 91 años de edad, el 28 de enero de 1985 siendo sepultada en el Cementerio Central.

EL REGISTRO CIVIL EN JUNIN

Si bien la ley provincial 2114 del 25 de octubre de 1888, promulgada el 5 de noviembre del mismo año creó las oficinas del Registro Civil en la provincia de Buenos Aires, aquella medida no se concretó hasta el 15 de febrero de 1889, por un decreto del gobernador Máximo Paz. En Junín, el oficial encargado de las flamantes dependencias fue el escribano Silvestre Torres.

Por Ordenanza sancionada el 1 de agosto de 1903 cuya autoría se debe al concejal Esteban Cichero, el Registro del Estado Civil de las Personas en el partido comprendería dos secciones independientes entre sí que se denominaron Primera y Segunda.

La sección Primera abarcaba la parte del pueblo y quintas comprendidas al sudoeste de la calle Rivadavia y la Segunda Sección a todo lo que abarcase al nordeste de aquella arteria a su vez la superficie del partido, por esa misma disposición, se subdividía en trece cuarteles.

A los efectos de la administración de justicia de menor cuantía el Concejo Deliberante procedería al nombramiento de los Alcaldes.

(FUENTE: “Evita casamiento en Junín” de Héctor Daniel Vargas y Roberto Carlos Dimarco, 1995)

1018visitas totales.

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Deja un comentario