Eva Perón. Legado en Junín (1): Una época que empieza con un terremoto y termina con un bombardeo

Su nacimiento. Las vertientes en cuenta al lugar de natalicio. La familia Ibarguren. Anécdotas. El viaje a Buenos Aires con los sueños como principal equipaje. La antesala del 17 de octubre. Videonota con Diego Abdala y Oscar Farías.

 

Se podría decir que esta época de la historia Argentina que vamos a describir, con eje en nuestra ciudad de Junín, comienza con un terremoto y termina con un bombardeo. En el medio de estos dos hechos, se da uno de los períodos más intensos y transformadores de nuestra vida nacional y que tiene su correlato en Junín. Surge uno de los movimientos transformadores más importantes del siglo XX.

Argentina era la segunda potencia de América. Disputaba palmo a palmo con Estados Unidos un lugar hegemónico y en América latina era hegemónica. El poder económico lo empezaba a tener Estados Unidos con una Gran Bretaña en retirada, desgastada, tras la Segunda Guerra Mundial pero la influencia cultural de Argentina en América Latina era impresionante, desde el cine, la literatura y eso Estados Unidos lo tenía muy en claro. Por eso el permanente “bombardeo” a la Argentina y al gobierno de Juan Domingo Perón.

El peronismo fue el movimiento de masa más influyente de América Latina. El peronismo logró muchas acciones concretas y eso es lo que molesta.

En 1944, tras el terremoto devastador de San Juan (sábado 15 de enero de 1944 con 7.000 muertos), el entonces titular de la Secretaría de Trabajo y Previsión, coronel Juan Domingo Perón, convoca a un festival artístico en el marco de una campaña solidaria. Convoca a varias personalidades del espectáculo. En la noche del 22 de enero, Perón debía condecorar a Nini Marshall y Libertad Lamarque por ser las artistas que más habían reunido fondos, pero toda la atención del coronel se centró en una actriz de 24 años.




María Eva Duarte nace el 7 de mayo de 1919. A los 8 años su padre muere en un accidente de tránsito. Su madre, queda sola a cargo de cinco hijos. La infancia de Evita transcurre entre grandes privaciones y a los 15 años llega a un Buenos Aires que empieza a salir de la crisis del ´30. A principios de los años 40 ya es bastante conocida como actriz de cine y radioteatro.

Con relación a su nacimiento, sin ánimo de entrar en ninguna disputa regional, sino simplemente, a partir de mi profesión como periodista, tengo la obligación de mencionar las dos vertientes que se barajan desde hace décadas. 

La primera de ella hace referencia al nacimiento en el área rural del partido de General Viamonte. Los principales biógrafos de Eva Perón sostienen que nació en la estancia La Unión de su padre, donde vivió su familia al menos desde 1908 hasta 1926.La Unión se encontraba en el partido de General Viamonte, exactamente frente a la toldería de Ignacio Coliqueo que originó el asentamiento, en la zona conocida por ese motivo como “La Tribu”, a unos 20 km de la localidad de Los Toldos, que por entonces era una pequeña urbe de 3000 habitantes. Otelo Borroni y Roberto Vacca -creadores de Historias de la Argentina Secreta, ambos fallecidos- recogieron testimonios en la zona de Los Toldos que identificaron a Juana Rawson de Guayquil como la comadrona mapuche que asistió a la madre en el parto,10​12​ dato este último que ya había sostenido David Viñas en 1965.

La otra, tomada inclusive por los historiadores Roberto Carlos Dimarco y Héctor Daniel Vargas mencionada en su libro “Evita Casamiento en Junín”, hacen referencia a la versión transmitida oralmente que da cuenta que doña Juana Ibarguren fue asistida por unaobstetra universitaria en 1919 en Junín. Tras el alumbramiento se trasladan a la casa de calle San Martín 70 (actual Lebensohn). De esto, el doctor Diego Abdala ha publicado su libro “Evita juninense” cuya investigación fue iniciada por su padre, Jesús Abdala.


En 1930 Eva emprende su viaje a Buenos Aires desde la estación de trenes de nuestra ciudad. Pero antes había desarrollado su infancia y la primera mitad de su juventud y adolescencia en nuestras calles. 

La bisabuela de Oscar Farías, Florentina Linares de Neculpan -que vivió hasta los 112 años y fue la primera afiliada al Partido Peronista Femenino de la ciudad de Junín-, trabajo en las casas que alquiló la familia Duarte en nuestra ciudad y de ese tiempo Florentina fue dejando memoria en su familia, que su bisnieto cuenta de la siguiente manera:



El 22 de enero de 1944, su vida, como la de todos los argentinos da un giro y comienza un nuevo terremoto, esta vez político. En los primeros meses de 1944 Perón y Eva pasan mucho tiempo juntos en San Vicente hasta que el coronel vuelve a entrar en el vértigo de la política.

En 1944 el presidente Ramírez cede ante las presiones de Estados unidos y declara la guerra a Alemania. Esto provoca una crisis interna en el gobierno militar y asume Edelmiro J. Farrell lo que ubica a Perón más cerca del poder quien va impulsando medidas como derechos de indemnización por despido, vacaciones pagas, aguinaldo, jubilación, se fundan escuelas de capacitación profesional, se firman numerosos convenios y el estatuto del peón rural, generando un aumento de la popularidad del coronel Perón que tiene peso propio y llega a ser vicepresidente, ministro de Guerra y secretario de Trabajo y Previsión.

Pero así como cosecha seguidores se hace de muchos enemigos sobre todo los sectores perjudicados por sus políticas sociales que harán todo lo posible para evitar su ascenso. La oposición lo acusa de nazi-fascista y hasta lo tildan de comunista por su política de acercamiento a los obreros, en el Ejército el enemigo interno de Perón es el general Eduardo Avalos, miembro del radicalismo cordobés y que sueña con ser el próximo presidente constitucional argentino.

104total visits,1visits today

Deja un comentario